lunes, 21 de mayo de 2012

El chico del reparto de electrodomésticos


En esta graciosa sesión Gus, aparte de mostrarnos ese problema con las orejillas que ya mencioné, recrea la fantasía sexual que sin duda todos hemos tenido en la que el tipo que viene a traer la tele nueva, un cachas de cuidao, decide ponerse más cómodo para trabajar mejor y termina haciéndote proposiciones indecorosas con la pichulina al aire...
...ah, ¿que no todos la hemos tenido?...¿entonces soy yo el único que padece mente calenturienta?...anda ya...


Hasta ahí el de la tele poniéndose cómodo y luego cargando la susodicha como quien se rasca la oreja, que machote...



...aquí Gus, aparte de lucir un culazo de impresión, demuestra el mencionado asunto de las orejas soplilleras. ¿A que en posición de tres cuartos está mejor? Pues claro, y es por las orejas.



"¿Le pongo aquí la tele?"
"No, me pones como una moto", hehehe...y por fin, la generosa y siempre bien dispuesta pilila de Gus así como diciendo "si no me dices donde te pongo la tele, dime donde quieres que te ponga esta"




...una demostración más de lo bueno que está este hombre aparte de lo fácil que es hacer chistes tontos con traseros y pililas, jeje.

Como siempre, para los ojos de Mr.G...

,,,y si esta minisesión te puso "hot" y lo que te apetece ahora es leer una buena tanda de guarrerías, pues ¡visita mi blog psedoliterario!:


...huyhuyhuyhuy, pero que caliennnnnntee...

...un saludo a todos!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada